Soldados de Jesucristo

¿Soy llamado? Una convocatoria para el ministerio pastoral por Dave Harvey – Reseña

 

¿Cómo sé si Dios me ha llamado al ministerio pastoral? Es la pregunta que muchos pastores y aquellos que sienten un fuerte deseo por servir en este ministerio se hacen regularmente. Si te estás haciendo esa pregunta, entonces ¿Soy llamado? por Dave Harvey es para ti. De manera muy pastoral, él guía al lector a una evaluación completa sobre el llamado al pastorado para que al final puedas decir sí o no a este glorioso llamado. Dr. Harvey es presidente de Sojourn Network, pastor de la iglesia Summit en Florida, y fundador del ministerio amIcalled.com. También era responsable por la plantación de iglesias, cuido de iglesias y la expansión internacional del ministerio Gracia Soberana (Sovereign Grace Ministries). Con su experiencia como pastor y mentor de pastores, no cabe duda que él tiene las cualidades para escribir sobre el llamado pastoral.

El libro está dividido en diez capítulos y en tres partes. Al principio de cada capítulo se da una breve historia de un “héroe” de la fe y su llamado. El autor también sugiere, al final de cada capítulo, algunos libros que el lector puede leer para profundizar más acerca del tema del capítulo.

La primera parte del libro, titulada “Una aproximación al llamado”, se enfoca en lo que es un llamado. Hay tres capítulos donde Dr. Harvey expone lo que es un llamado, quién es el que llama y el contexto del llamado. En el primer capítulo, “La convocatoria como yo la veo”, Dr. Harvey define lo que es un llamado o convocatoria y la razón por qué escribió el libro “una convocatoria es un llamado a salir de algo para pasar a otra cosa… está escrito para hombres que algún día podrían ser pastores” (p. 16). Si Dios es quien llama, uno puede entonces preguntarse: ¿a quién llama? El autor nos muestra que “Dios no escoge al azar a aquellos a quienes llama; tampoco es al azar lo que los llama a hacer. Él no nombra burócratas en Su iglesia; nombra hombres de carne y hueso, llenos de errores y equivocaciones como tú y yo. Dios toma a un hombre cualquiera, moldea su carácter, le otorga Su gracia, le da pruebas, lo cuida con celo y lo arrincona en ciertas circunstancias. Y así obtienes un pastor” (p. 18).

Aunque hay mucha controversia acerca del término llamado, Harvey muestra que si hay un llamado a la salvación también debe existir un llamado al ministerio pastoral. En el segundo capítulo, “Convocado para el Salvador” el autor conecta el llamado eficaz a la salvación con el llamado al ministerio dando énfasis a que el centro de atención en el llamado no es el llamado, sino el que llama, Dios mismo. El autor escribe, “El llamado al ministerio no solo es consecuencia del llamado a Cristo, sino que es una parte intrínseca de él. De hecho, solo porque nuestro llamado a Cristo ha sido asegurado mediante el evangelio de la cruz, podemos explorar el llamado al ministerio” (p. 37). En el capítulo tres, Harvey menciona que el llamado es en la iglesia local y para la iglesia local “La iglesia local es el contexto esencial para el ministerio pastoral. Esto significa que, si eres llamado al ministerio pastoral, eres llamado a la iglesia” (p. 50).

La mayor parte del libro se enfoca en el carácter del que es llamado dando diagnósticos en forma de preguntas para ver si el lector puede contestar las preguntas que se refieren al carácter del pastor en 1 Timoteo 3 y Tito 1. Él comienza en el capítulo cuatro, titulado “¿Eres piadoso?”, dando su punto sobre la piedad: “el hombre llamado al ministerio no es un súper cristiano que se rige por una ley moral diferente. No, es solo un hombre llamado con dones que le permiten guiar al pueblo de Dios y con la gracia que lo ayuda a ser ejemplo” (p. 71). El autor va en detalle sobre el carácter piadoso que debe tener cada pastor que es llamado por Dios.

En los siguientes capítulos Dr. Harvey toca los temas del hogar (matrimonio y crianza de hijos) en una perspectiva bíblica siguiendo el patrón de 1 Timoteo 3:2, 4 y Tito 6-8. La evidencia mayor del pastorado se encuentra en la habilidad de ser líder en su hogar “el hogar es el lugar más difícil para vivir la vida cristiana… En ningún lugar, las expectativas más altas (ama a tu esposa como Cristo amó a la iglesia) se encuentran con un deseo de desconectarse. En ningún otro lugar, un rol tan estratégico (ser padre) encuentra tantas distracciones (entretenimiento)… el hogar ofrece el lugar perfecto para descubrir si cumples con los requisitos de carácter enumerados en las Escrituras para el ministerio” (p. 92-93).

Luego él escribe sobre las capacidades de trabajo reveladas por la gracia de Dios con la necesidad de poder predicar y pastorear. En el capítulo seis, Harvey muestra por qué el pastor tiene que predicar y cómo un predicador se forma. En el capítulo siete, titulado “¿Puedes pastorear?” Dave Harvey analiza 1 Pedro 5:1-4 para que el lector se evalúe y pueda contestar la pregunta que está en el título. Aquí el autor muestra el trabajo que el pastor es llamado hacer: “Un pastor del pueblo de Dios es responsable de cuidar de él. Es responsable de alimentarlos predicando la Palabra de Dios, de aconsejarlos y de hablar con ellos día a día. Es responsable de proteger el rebaño de los falsos profetas, de las falsas doctrinas y de la influencia del mundo” (p. 130). Él continúa evaluando al pastor en el próximo capítulo preguntando: “¿amas a los perdidos?”. Aquí, él examina 2 Timoteo 4:5, y anima al lector a preguntarse si está evangelizando. En el último capítulo de la segunda parte el autor pregunta al lector si alguien más puede confirmar su llamado.

Finalmente, en la tercera sección del libro, el Dr. Harvey dedica un capítulo para enseñar qué debe hacer el lector mientras espera. Él da nueve pasos para que el lector se prepare para el llamado y qué hacer si no es llamado al ministerio del pastor. Pastoralmente, anima al lector si es llamado o no a perseverar en la fe.

Si estás luchando con la pregunta del título del libro, entonces este libro es para ti. El libro es centrado en la Palabra de Dios. La audiencia principal son los que están considerando o “anhelan” el ministerio pastoral, pero también es muy útil para pastores que ya están en el ministerio, para refrescar su mente y corazón sobre el pastorado. También es recomendado, por el pastor Harvey, a las esposas de los candidatos, para que ellas tengan una perspectiva de lo que es el ministerio pastoral (p. 17).

La única pequeña crítica que se puede dar al libro es su corto resumen del hogar del pastor en el capítulo cinco. El capítulo debería abundar más y dividirse en dos capítulos diferentes: “el pastor como esposo” y luego, “el pastor como padre”, ya que el tema es sumamente importante para el que es llamado. Esta pequeña crítica no significa que el autor no le da importancia al hogar, todo lo contrario, Harvey muestra lo esencial que es para el pastor prestar atención a su casa.

Además de ser un libro muy instructivo, el libro mantiene el lector atento con las muchas historias personales del autor. Esta es una ventaja para relacionarse con el lector. Como alguien que también está dedicado a enseñar e instruir a plantadores de iglesias recomiendo altamente este libro a plantadores, pastores y jóvenes en seminario que tienen un deseo fuerte para pastorear la preciosa iglesia del Señor Jesucristo.

 

Puedes adquirir el libro “¿Soy Llamado?” en Amazon físico o en versión Kindle.

Julio Crespo

Julio Crespo es uno de los pastores en la Iglesia Bautista Central y Director del Programa de Residencia en Plantación de Iglesias, anteriormente ha servido como pastor de la Iglesia Bautista Buenas Nuevas y Glorious Grace Ministry en Lilburn, Georgia por seis años. Creció en Aguada, Puerto Rico y en 1992 se unió a la Fuerza Área donde aún sirve como Capellán Reserva en Maxwell AFB, Alabama. Completó su licenciatura en Ingeniería Electrónica en la Universidad Interamericana de Puerto Rico y posee una Maestría en Divinidad con énfasis en la Gran Comisión del Southern Baptist Theological Seminary. Está gozosamente casado con Jamilie y es padre de cuatro hijos: Jaziel, Ezequiel, Immanuel, y Odeily.

Adquiere nuestro primer libro

Julio Crespo

Julio Crespo es uno de los pastores en la Iglesia Bautista Central y Director del Programa de Residencia en Plantación de Iglesias, anteriormente ha servido como pastor de la Iglesia Bautista Buenas Nuevas y Glorious Grace Ministry en Lilburn, Georgia por seis años. Creció en Aguada, Puerto Rico y en 1992 se unió a la Fuerza Área donde aún sirve como Capellán Reserva en Maxwell AFB, Alabama. Completó su licenciatura en Ingeniería Electrónica en la Universidad Interamericana de Puerto Rico y posee una Maestría en Divinidad con énfasis en la Gran Comisión del Southern Baptist Theological Seminary. Está gozosamente casado con Jamilie y es padre de cuatro hijos: Jaziel, Ezequiel, Immanuel, y Odeily.

X