Una oración pastoral por la ordenación de nuevos pastores

De vez en cuando me gusta compartir un ejemplo de una oración pastoral de la iglesia Grace Fellowship. Hago esto porque hay pocos ejemplos de oraciones pastorales en línea y pienso que esto podría servir para inspirar temas, pasajes, o ideas mientras otros pastores y ancianos se preparan en liderar a sus iglesias en oración. No hace mucho un pastor, Paul Martin, oró ante nuestra iglesia (en un domingo cuando tuvimos el placer de ordenar tres hombres para el ministerio).  

*** 

Señor, sabemos que los pastores son un regalo tuyo, nos sentimos muy humildes y felices hoy que Tú nos has bendecido con tres más. Nos has bendecido con tres hombres cuyas vidas están llenas de devoción y que tienen el don y el llamado necesario para servirnos de esta manera. Gracias por esto. 

Nuestra iglesia ha visto muchos hombres siendo levantados y enviados por años, pero ninguno de ellos era apto para este cargo sin la ayuda y carácter de sus esposas. Te agradecemos por (los nombres de las esposas). Sabemos que estas hermanas no están tomando el cargo hoy, pero sus esposos no podrían si ellas no estuvieran apoyándolos. Bendice a estas hermanas. Dales el gozo de servir a la iglesia como esposas de pastor. Te pedimos que les concedas gracia para dejar libres a sus esposos en tiempo de necesidad, para ayudarlos a llevar cargas que no saben del todo, y recordar a sus esposos el evangelio a través de los años. 

Y Señor, ayuda a los miembros de esta iglesia a amar a estos hombres, especialmente por ser nuevos en el cargo. Dales paciencia para con ellos cuando empiecen a servir. Ayudamos a orar seguido por ellos, sabiendo que su madurez espiritual será directamente una bendición para todos nosotros. Danos un amor para ellos que espera, cree y soporta todas las cosas. 

Ayúdanos a los ancianos existentes a amar a estos hombres, a hacer su pastorado fácil, a darles muchas oportunidades y a servirles con sabiduría y amor. Fortalece nuestra cooperación y unidad y confianza mutua. Bendícenos con humilde compañerismo. Evita que nos alejemos de Tu Palabra en las decisiones, deseos y dirección.  

Padre, oramos por aquellas iglesias en nuestra ciudad que carecen de pastores. ¿No seguirás levantando hombres para servir a la iglesia local en esta capacidad? Pon en el corazón de los pastores existentes el entrenar más y más  hombres. Si es Tu voluntad, toma de nosotros para darles. Construye nuestra iglesia en Toronto y a través de todo nuestro país. Equipa y fortalece a tu más hermosa novia. 

Y Señor, gracias por los diáconos que sirven en nuestra iglesia. Somos tan bendecidos por tener diáconos que toman tantos deberes para dejar que los ancianos cuiden de las ovejas de esta iglesia en palabra y oración. Bendícelos en su ministerio y, si es Tu voluntad, ¡danos más diáconos también! 

Te agradezco por cada miembro de esta iglesia. Gracias por su compromiso, convicción y consagración. Gracias por el tiempo que ellos han invertido en ayudar a afirmar a estos tres hombres. Gracias por llenar esta iglesia con santos humildes que quieren seguir a sus pastores. ¡Su obediencia y sumisión hace que nuestro servicio sea lleno de gozo, no lleno de quejas! 

Padre, haz Tu Nombre glorioso en medio de nosotros hoy. Queremos estar ocupados contigo. No nos reunimos hoy aquí como si esto fuera una ceremonia de graduación o algo parecido. No estamos celebrando logros o la aprobación de algo. Estamos reconociendo que eres grande, y que has sido notablemente amable con nosotros. Y creemos que estos dones vienen con mucha responsabilidad. Haznos buenos y fieles administradores de todo lo que nos has dado, Señor. Todos nosotros. 

Haz de nuestra iglesia nada, y de ti mismo todo. Amén.


Foto por Luis Quintero en Pexels